Terapia ocupacional

El mundo que hoy vivimos fomenta de muchas formas que las personas, sin importar sus limitaciones físicas, mentales o sicológicas, pueden ser cada vez más independientes al conocer, aumentar, valorar y emplear todo su potencial, habilidades y experiencias. Entre las disciplinas que apoyan y fomentan esta nueva forma de ver al ser humano se encuentra la terapia ocupacional. Hoy ampliaremos más este tema explicando algunos de los beneficios que nos aporta.

Qué es la terapia ocupacional

Es una disciplina que mediante técnicas, metodologías, acciones y actividades previene la enfermedad, mantiene la calidad de vida y restaura o revierte cualquier trastorno o situación incapacitante que afecte la salud humana. La terapia ocupacional asiste al individuo para que sea protagonista activo del uso de sus capacidades. También para que sea capaz de modificar sus habilidades afectadas, recuperar su autosuficiencia y valorarse así mismo de forma positiva.

Cómo ayuda la terapia ocupacional al individuo

La terapia ocupacional busca la mejora integral de la persona al tratar lesiones o parálisis cerebral, lesiones de médula, Parkinson, debilidad general, el manejo de rehabilitación luego de fracturas u otras afectaciones. Pero la terapia ocupacional es más que dar salida a las situaciones antes descritas; esta ciencia apoya a los marginados, adultos mayores, atiende la discapacidad intelectual, la drogodependencia, la salud mental, etc., ayudando al ser humano a adaptarse a su entorno.

Qué tareas debe dominar el paciente tratado con terapia ocupacional

La terapia ocupacional no se enfoca en conseguir trabajo para los pacientes. Más bien, se centra en hacer que el paciente conozca, domine e intervenga en diversas tareas y actividades para que se adapte de forma más positiva a su ambiente físico, familiar y social. Entre las funciones de la terapia ocupacional están la prevención, el diagnóstico eficaz, la investigación y el tratamiento en diferentes tareas humanas como la productividad, arreglo personal, higiene, alimentación y entretenimiento.

Leer  Él dice que su casa es un establo de vacas en Extremadura. Espera a abrir las puertas, difícil de creer

¿Qué especialista desarrolla la terapia ocupacional?

El terapeuta ocupacional es el encargado de desarrollar las técnicas, las herramientas y las acciones que conforman la estructura de las tareas o actividades a dominar por el paciente, para lograr el éxito de esta terapia. De esta forma se consigue controlar y se atenúan las diversas patologías, se fortalece o restituye la capacidad funcional del individuo, se promueve y conserva la salud, entre muchos otros beneficios.

El terapeuta ocupacional luego de cumplir con todas las etapas de su capacitación y alcanzar los diversos grados de formación exigida, podrá trabajar con sus pacientes, teniendo como base el trato de sus patologías. También deberá valorar qué técnicas son las más precisas y ventajosas para aplicar y obtener la rehabilitación de la psicomotricidad del paciente. Una manera que está tomando cada vez más auge es la terapia online.

Quiénes pueden ser atendidos en una terapia ocupacional

Los niños, niñas y adolescentes pueden ser atendidos con terapia ocupacional infantil. Sin embargo, los neonatos, bebés y niños hasta los 7 años es el grupo donde los tratamientos y actividades que maneja la terapia ocupacional infantil consiguen mejores resultados. Igualmente, los adolescentes con diversos tipos de afectación se benefician mucho de la terapia ocupacional, que los ayuda a relacionarse mejor en una etapa donde es muy importante y valorada la aprobación social.

Una atención temprana con la terapia ocupacional pediátrica que utiliza actividades, ejercicios y técnicas a base de juegos en niños con trastorno del espectro autista, déficit de atención, trastorno del procesamiento sensorial y otros, da excelentes resultados.

Por otro lado, muchas personas con edades entre los 18 y 65 requieren de la terapia ocupacional por enfrentar diversas afecciones, entre ellas ACV, accidentes limitantes o incapacitantes, Parkinson, Alzheimer y por ello requieren de rehabilitación y de motivación para una mayor independencia y una mejor integración social.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *